Home

Diario YA


 

Fiestas " inocentes " como Halloween y el Circo de los Horrores ambientan una cultura satánica

Daniel Ponce Alegre. Teólogo. En unos días, en la Iglesia, conmemoramos a nuestros seres queridos difuntos. Tras varios años, y de manera muy especial en lo que llevamos de Siglo XXI, de campaña comercial, y en las escuelas, a favor de Halloween, fiesta céltica pagana que nada tiene que ver con la celebración cristina sino con el culto a los muertos y promover la creencia de una vida de " los no muertos " que están en otro mundo mejor, lo que se ha conseguido en asentar las bases y promover una cultura en la que, por un lado, se bromea con esta cuestión y, por otro lado, se promueven prácticas religiosas ancentrales paganas, indigenistas y africanas, que nos retrotraen al culto a deidades demoníacas celestiales o terrenales que se encuentran en un mundo fuera de éste y que algunos lo ven como el verdadero mundo.

En este ambiente, como he dicho, se producen actos y ceremonias, que son abiertamente satánicas, y que justifican los hallazgos recientes de restos humanos en las costas de Levante y en otros lugares del interior español, que han sido sometidos a prácticas de santería, vudú y ceremonias de ofrecimiento de sangre de animales a dioses que en realidad son dioses demoníacos. Pero estos hechos son, aunque profundamente peligrosos, muy puntuales y a la gran mayoría de los seres humanos nos repugnan. El peligro está en el bromear con estas prácticas pues el efecto que se produce es el insensibilizar respecto no a determinadas prácticas repugnantes sino a la importancia de mantenerse alejado de los demonios y de sus prácticas contrarias a la Iglesia de Cristo y al único culto aceptable que es a Dios Padre, Jahvé.

Una de estas prácticas o espectáculos que propician un ambiente de relax, además de halloween, es el Circo del Terror o de los Horrores, que está haciendo una gira por toda España, y que ahora se encuentra en Valencia. Si sus hijos les comentan que quieren ir a este espectáculo sepan en realidad de qué se trata. El Circo de los Horrores es la representación teatral de una misa satánica con conjuros reales. La gente que asiste no sólo está como espectador sino como participante de la misa. Es el peor de los engaños de aquellos luciferinos que tienen como meta el introducir en la sociedad un ambiente o cultura del Maligno, que " sabe que le queda un corto espacio de tiempo ".

El Circo de los Horrores, no sólo es un espectáculo satanista sino es una iniciación luciferina para el público que asiste. Es un verdadero "horror" desde todo punto de vista: estético, visual, y sobre todo, moral y espiritual. Además, se presenta en teatros de ciudades de Europa. Esto lo declaran sus responsables en su web: "El espectáculo pretende que el público comulgue y participe en una salvaje y oscura fiesta de humor, lujuria y pasión delirante, con nuestro viejo maestro de ceremonias transformado en Lucifer (sic)". De más está decir que un cristiano no debe, bajo ningún pretexto, asistir a tan siniestro espectáculo que además de grotesco implica la iniciación, implícita, al culto satánico, pues " ¿ qué relación tiene Cristo con Belial ? ". C

onsidero que es un Deber de todo Cristiano advertir de este Mal hasta que nuestro Señor Jesucristo Vuelva y acabe con el Maligno para siempre. Amén.

Etiquetas:Daniel PonceHaloween